El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

September, 2017:

Increíbles historias de supervivencia (II)


Dos semanas en una cueva de hielo:

En 1982, Mark Inglis y Phil Doole subieron a lo más alto de la ladera de una montaña en Nueva Zelanda, más precisamente en el Monte Aoraki, cuando cayó una tormenta.

2

Los amigos, construyeron una cueva en el hielo y esperaron a que pasara la tormenta, pero pasaron 13 largos días antes que llegara la ayuda hacia ellos. Ellos sobrevivieron comiendo magras raciones, con el hacinamiento de la cueva perdieron la circulación de la sangre en las piernas, tanto así, que en uno de ellos tuvo que ser amputada una.

Esto no les quito las ganas de subir el monte, ya que ambos llegaron a la cumbre y en 2006, Inglis se convirtió en el primer hombre amputado que conquistara el Everest, perdiendo cinco dedos y más carne de sus piernas con la congelación, aunque ni un ápice de su fuerza de carácter.

Inglis le dijo al New Zealand Herald “Cuando uno pierde las piernas….algo como esto es un contratiempo menor, solo un bache en el camino, la verdad”.

Varados en los Andes:

Esta es una historia tan extraordinaria que ha generado varios libros, una película de Hollywood, un aclamado documental y una página web oficial que puede ser reconocida en una sola palabra: Alive.

Cuando el avión que transportaba a un equipo de rugby uruguayo se estrelló en Los Andes en Octubre de 1972, la historia debió haber terminado ahí, pero apenas comenzaba. De las 45 personas que estaban a bordo, 12 murieron en el accidente o poco después, otros cinco pasaron a la mañana siguiente de las lesiones, otro el octavo día y luego ocho en un alud posterior.

Las 16 personas restantes luchaban a través de un frío extremo y el hambre antes de recurrir al canibalismo de los que ya habían muerto.

Cuando se hizo evidente que ya no vendría ayuda, Fernando Parrado y Roberto Canessa emprendieron la excursión por la montaña y finalmente encontraron ayuda. La más reciente y posiblemente el más sensible relato de la saga de 72 días fue hecha el 2007 por Gonzalo Arija en el documental “Vengo de un avión que cayó en las montañas”.

Vía: bravenewtraveler

Originally posted 2009-10-06 22:30:00.

Manhattan

Manhattan es uno de los cinco distritos metropolitanos que forman la ciudad de Nueva York, y se trata de una isla en la desembocadura del río Hudson.

La isla de Manhattan tiene 21 kilómetros y medio de largo, con un área total de 87% kilómetros cuadrados, de los cuales 59,5 son de tierra y el resto de agua.

Este distrito esta conectado por varios puentes y túneles, que comunican con el resto de distritos de Nueva York, menos Staten Island, a la que habrá que ir en Ferry.

En Manhattan podremos encontrar lugares de gran interés para visitar, como el edificio Empire State, el Edificio Chrysler, el Columbia University, Wall Streer, el centro Lincoln, Harlem, Chinatown, y el central Park, son algunos de estos ejemplos

En Manhattan se diferencia con bastante exactitud dos zonas el Uptown y Downtown, una hacia arriba y otra hacia abajo, estas denominaciones de deben a que la isla tuvo desde el siglo XVII, tres núcleos poblados y su ubicación original en la propia configuración de la isla prevaleció con el tiempo al propio crecimiento urbano de la ciudad. El camino que originalmente unía a las tres poblaciones es el que se conserva hoy en día con el nombre de Broadway, que es la única avenida de Manhattan que no es recta, ya que sigue el trazado original del que hablábamos.

En Manhattan hay censados hablantes de 96 lenguas distintas, la mayoría de la población habla inglés, con un 58 por ciento de sus habitantes, el español es la segunda lengua con un casi 25 por ciento de los hablantes, el chino cuenta con un cinco por ciento y el resto de los idiomas censados a penas llegan al 1 por ciento de los hablantes

Originally posted 2009-05-18 23:16:44.

Berna: La joya de Suiza

Para quien no sitúe la ciudad de Berna, se encuentra en el interior de Suiza, a 125 km de Zurich. El nombre de esta ciudad fue tomado por los osos que habitaban la zona y que ahora aparecen en todas las banderas locales. Hablamos de una de las ciudades con más movimiento del país.

En 2004 se inauguró el Centro Paul Klee, una sala de exposiciones donde podremos ver muchas de las obras de este pintor suizo. El centro tiene un diseño especial. La entrada cuesta 13€. Si vamos con niños, merece la pena acercarnos porque tienen un espacio dedicado a ellos.

torreberna Berna ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y posee espacios interesantes e inusuales para el turista del sur de Europa. En la zona comercial de Marketgasse podremos aprender mucho acerca de la historia local, como en la antigua casa de Einstein. La entrada cuesta 4€, pero merece la pena por saber algo más acerca de este peculiar inventor y científico. Al final de la calle donde se sitúa esta casa encontraremos la Torre del Reloj, uno de los monumentos más reconocidos de la ciudad. Fue la primera puerta del lado oeste de la ciudad y se levantó a finales del siglo XII. El reloj astronómico de la torre se creó a mediados del siglo XVI. Cerca de la Torre del Reloj, encontramos la Catedral. La Catedral de Berna es uno de los más grandes edificios religiosos de Suiza y posee unas vistas magníficas desde su torre, que se empezó a construir en el siglo XV.

Berna es el destino de las compras. Y para ello tendremos que acercarnos al río Schifflaube, a la calle Geberngasse. Sólo mi de 500 metros, pero en ella encontraremos las tiendas de diseño de la ciudad. Toda la zona es un barrio bohemio con arcadas y muchos comercios. y como no, en Berna lo ideal es traer de recuerdo un reloj.

Para alojarnos podemos hacerlo en el Hôtel La Pergola, situado en uno de los barrios más recoletos de la ciudad. y para comer, en el Harmonie, junto a la Torre del Reloj.

Originally posted 2008-03-26 13:49:46.