El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

October 20th, 2017:

Viajar sin destino


Una interesantísima forma de viajar es hacerlo sin ningún destino. Es decir, elegir un país o una zona determinada y moverse por el mismo dejándose llevar por el instinto, las ganas, o los acontecimientos. Es conveniente documentarse antes con respecto a la zona o zonas a visitar; historia, cosas que visitar, horarios, oferta hotelera, eventos,…

Como medio de transporte la oferta no es poca, aunque yo recomendaría alquilar un coche o viajar en tren, dependiendo del tamaño del grupo de viajeros y del presupuesto de los mismos.

Una vez establecida la zona y elegido el medio de transporte es fundamental hacerse con un mapa de la región o país y hacerse un pequeño esquema en función de los días que se quieran dedicar al viaje en cuestión. Establecido el punto de partida sería también bueno que el grupo estuviera de acuerdo, en el caso de contar con coche, en lo referente a elegir autopistas o carreteras secundarias. Es importantísimo establecer de antemano si se prefiere hacer un viaje tranquilo, sin mirar el reloj o el calendario, o si el objetivo es visitar el mayor número de lugares posible.

Como recomendación personal añado que, una vez elegido el sitio donde pasar la noche, es conveniente llamar para reservar alojamiento, aunque sea esa misma mañana, y así evitaréis situaciones desagradables o, en el mejor de los casos, tener que dormir en el coche o en la estación.

Originally posted 2008-11-27 13:02:51.

La manía de robar en los hoteles

Los turistas tienden a dejarse llevar por la nostalgia de último minuto cuando llega la hora de abandonar su estancia en el hotel donde vacacionan, y es así como se ha visto en la industria hotelera, que año a año, se repite la tendencia de que los turistas se lleven toallas de baño, objetos varios, secadores de pelo, zapatillas, mandos de televisión, colchas de cama y hasta bolígrafos.

1

Los turistas ya no se conforman con llevar el champú o el gel, cada vez quieren más, y esto pasa con los turistas ocasionales, los de verano, no así con los viajeros de negocios, que ni reparan en esta cuestionable práctica rastrera.

El Hotel Ipanema de Viga, ya tomo cartas en el asunto, y hoy muestra una lista a sus clientes, con todo el valor de todo lo que tiene la habitación, a modo de inventario, para que los viajeros sepan que si llega a faltar algo, tienen que pagarlo.

Hace mucho tiempo atrás, recuerdo haber oído a unos turistas que se habían llevado unos ceniceros y hasta las cortinas de la habitación. Supongo que en todas partes es lo mismo, pero debe ser cierto tarjet de hoteles, como los familiares, los económicos y de precio medio, no así los del más alto rango, que creo admite a gente que si quiere algo, lo paga, simplemente, porque tiene los medios para hacerlo y no tendría por qué entrar a robar para obtener lo que le gusta.

Con esto y todo, los hoteles siguen siendo un negocio rentable, ¿ no creen?.

Vía: elmundo, Foto: flickr

Originally posted 2009-09-07 20:00:00.

El estrecho de Messina

Messina es la ciudad más oriental de la isla de Sicilia. De ella toma el nombre el estrecho de Messina, que separa Sicilia de la región de Calabria, al sur de la península Itálica, es decir, de la “punta de la bota”. Podría parecer que la situación con respecto al continente es cómoda, al estar separados sólo por 3 kilómetros de agua… nada más lejos de la realidad. Atravesar el estrecho puede convertirse en una auténtica pesadilla.

Hay barcos que atraviesan continuamente el estrecho cargados de personas, coches, camiones, autobuses,… pero no son precisamente económicos. Además se pierde aproximadamente una hora entre la compra del billete, el embarco, trayecto y desembarco… y es agotador…

La situación se vería tremendamente simplificada si se decidieran a hacer el puente. Hay tantos argumentos a favor como en contra. La evidencia es, sin embargo, que dados los precios del transporte aéreo y la enorme dificultad que plantea depender sólo del transporte marítimo, el turismo en Sicilia se resiente considerablemente al no contar con un acceso terrestre que su geografía permitiría si se pusiera la voluntad necesaria.

Los que están en contra argumentan razones medioambientales, paisajísticas o de infraestructura. Incluso se alega que es imposible su realización por encontrarse en zona sísmica. Sin embargo basta observar estructuras como el característico puente de San Francisco para entender que, lejos de convertirse en un elemento que rompería la armonía del entorno, puede convertirse en un reclamo turístico más, que facilitaría tanto el acceso turístico como la vida de sus ciudadanos.

Originally posted 2008-12-04 12:43:39.