El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

July 24th, 2018:

Los temores más comunes de los viajeros


Casi todos los viajeros tienen temores a la hora de emprender un viaje, ya sea porque ven peligros reales o imaginarios en el horizonte o simplemente se trate de alguna afección personal, pero la mayoría de los casos corresponde a miedos comunes.

min

Temores justificados: Un temor general causó la noticia de la gripe porcina alrededor del mundo, haciendo que muchos que planeaban ir a México a pasar sus vacaciones, cambiasen el destino o sencillamente anularan el viaje, perdiendo casi todo su dinero. Algunos prefirieron arriesgarse e ir de todas maneras antes que perder los ahorros de toda su vida invertidos en aquel añorado viaje, mi pregunta es, ¿habrá valido la pena el sacrificio en la mayoría de ellos?.

Miedo a volar: Dicen que los aviones son el medio de transporte más seguro que existe, aunque yo no concuerdo del todo con esta afirmación ya que comparamos estándares y estándares, muchos de los cuales no concuerdan entre sí y algunas aerolíneas situadas en la parte más baja del ranking no serian precisamente santos de mi devoción.

Miedo de la lejanía: La nostalgia invade el corazón de muchos que están lejos de sus casas, sin embargo, estar lejos no lo es todo en la vida, yo creo que siempre estamos físicamente lejos de todo y de todos, y esta sensación es algo bastante subjetivo, aunque claro, si pasa algo catastrófico, el tiempo que toma desplazarse de un lado a otro pesa bastante.

Perder el equipaje: Creo que este temor se justifica al igual que el miedo a que abran nuestras pertenencias y se roben cosas de valor. Yo veo que los estándares de seguridad, con excepción de muy pocas aerolíneas de clase mundial, no tienen la tecnología de seguimiento que logre hacer un seguimiento eficiente del equipaje de los pasajeros. La burocracia para recuperar un bolso perdido es realmente enfermante, les encuentro toda la razón en esto a los viajeros.

Foto: flickr

Originally posted 2009-05-21 23:29:00.

La ciudad de Las Palmas de Gran Canaria

La isla de Gran Canaria, cuya capital es la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria, es la más poblada del archipiélago, y ofrece a quien la visita gran variedad de posibilidades en todos los sentidos.

Las Palmas de Gran Canaria, su capital, es una ciudad cosmopolita que se sabido modernizarse y crecer. Cuenta aproximadamente con 450.000 habitantes, y ofrece absolutamente todo lo que tanto el residente como el turista puedan desear. La playa de las Canteras, el Auditorio Alfredo Kraus, el barrio de Vegueta (en la foto) donde estuvo el primer ayuntamiento de la ciudad, la calle peatonal de Triana con su característica arquitectura modernista, el parque Doramas, centros comerciales, zonas de paseo, …

 

La ciudad cuenta todo el año con un clima amable, que hace que la vida no se vea condicionada por la lluvia, el frío o el viento. En los meses de verano sus visitantes se sorprenderán al comprobar que no es una ciudad soleada, de hecho los antiguos conquistadores establecieron la capital en este punto de la isla ya que en verano está cubierta por la popularmente conocida como “panza de burro”, fenómeno atmosférico provocado por los vientos alisios provenientes del Atlántico, que sitúan sobre la ciudad una masa de nubes que permite que rara vez en todo el verano la temperatura supere los 28 o 30 grados.

En la foto superior: Playa de Las Canteras

A su vez el turista que visite la ciudad en invierno se verá sorprendido por el sol y unas temperaturas estupendas que permiten a quien lo desee disfrutar, baño incluido, de la maravillosa playa de las Canteras, posiblemente una de las mejores playas urbanas del mundo.

Originally posted 2008-10-22 21:14:42.

El camino del Duero

rioDuero Desde Zamora a Portugal se extiende una comarca poco visitada. Es una comarca rural y con mucho encanto, llena de pueblos tranquilos y paisajes repletos de miradores por donde se puede observar el discurrir del Duero.

Hablamos de la comarca de El Sayago, delimitada por el fluir de las aguas de este gran rió. A los urbanitas les sorprende el paisaje, por ser un lugar donde las costumbres, las casas,y la forma de vivir de las gentes del lugar permanece casi igual desde hace decenas de años.

Además es un espacio natural protegido que ocupa el profundo barranco abierto por el río Duero, rodeado de bosques de enebro y peñascos. Entre Zamora y Salamanca encontramos Los Arribes y podremos ver cigüeñas negras o buitres leonados. Se puede recorrer a bordo de un hidrojet desde la presa de Miranda, en Portugal. El viaje dura una hora y su precio es de unos 7€ por persona.

Junto al Duero y a través de El Camino de los Arrieros, podremos recorer una ruta de 80km, bien señalizado. En Mámoles y Fariza podéis llevaros la mejor foto de los Arribes, en la ermita de la Virgen de Castro, donde encontramos el mirador de las Barrancas, con maravillosas vistas. Desde la estructura de hierro del PUente Pino resulta sencillo llegar a Torregamones, localidad con un conjunto de chiviteras (chozas de piedra y rama que usan los pastores). y en Villadiegua de la Ribera, encontramos una mula de la II Edad del Hierro y estelas romanas incrustadas en las paredes de las casas.

Puedes alojarte en una posada situada en una casa de labranza del siglo XIX de ambiente tranquilo, en La Mula de los Arribes.

Originally posted 2008-03-23 09:51:50.