El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

November 1st, 2018:

Jerez de la Frontera


Situada en la provincia de Cádiz, en el corazón de la campiña, el vino, el caballo y el flamenco han hecho de Jerez de la Frontera una ciudad universalmente conocida. Una de las ciudades más señoriales de Andalucía, es dueña de una serie de monumentos barrocos dignos de mención. Además las bodegas que guardan el vino fino son bonitos ingenios arquitectónicos construidos durante los dos últimos siglos.

La Cartuja es el edificio religioso de mayor valor de la provincia. Fue comenzada en gótico tardío y, a pesar de esto, su portada es un ejemplo de armonía renacentista. Su claustro gótico o la sillería del coro son, entre otros, algunas de las piezas de mayor valor.

La catedral (XVI y XVII) es un ejemplo de unión de estilos. La fachada airosa da acceso a un interior renacentista, barroco y neoclásico.

El palacio del Tiempo o de la Atalaya, acoge dos grandes museos: el de los Relojes y el Misterio de jerez (todo sobre vinos, cultura e historia de Jerez).

escuela andaluza arte ecuestreEl Alcázar, de origen árabe, está situado en el centro de la ciudad. En su interior encontraremos una mezquita y un conjunto de palacios construidos en tiempos posteriores. Digna de ver es la cámara oscura que ofrece vistas sobre la ciudad.

Imprescindible visitar la Real Escuela de Arte Ecuestre (en una palacio señorial en el centro de Jerez), la más importante institución andaluza para la cría y el adiestramiento de los caballos andaluces, o las Bodegas, en las afueras de la ciudad (se pueden visitar las de González Byass o Pedro Domecq)

Originally posted 2008-08-20 16:19:02.

Visitando los familiares

Planear un viaje para visitar a los familiares no es tan difícil como organizar un viaje en algún lugar en el cual no conocemos a nadie. O, por lo menos, no en todos los casos.

Además de aprovechar el tiempo con los queridos, lo que podemos hacer durante un viaje de familia, es descubrir nuevos lugares interesantes y visitar un poco más las zonas del alrededor. Por ejemplo, si nuestros tíos viven en Torrevieja, podríamos aprovechar y dar una vuelta en la ciudad de Altea. En el caso en el cual nos guste podríamos quedarnos en un altea hotel por una noche o dos y disfrutar esta bonita ciudad, ya que estamos ahí.

Es solo un ejemplo de una zona que tiene varias ciudades muy bonitas al rededor y donde podríamos transformar un viaje de visita familiar en unas vacaciones muy bonitas. La opción de quedarnos en un hotel hay que tomarla en cuenta también cuando vamos a la ciudad de nuestros familiares. No siempre estos tienen una casa muy grande con 3 habitaciones libres, esperándonos. En el caso en el cual decidamos ir varias personas de visita, es probable que tengamos que quedarnos en un hotel, por lo menos una parte de nosotros. Otra opción puede ser alojar un apartamento cerca de nuestra familia. Claro que la alternativa que todos preferimos es quedarnos en la casa de nuestros familiares para poder estar más tiempo con ellos y, porque no, para ahorrar también dinero.

En un viaje en el cual nuestro principal propósito es visitar a nuestros familiares y pasar tiempo con ellos tenemos todas las posibilidades de relajarnos y escapar de la vida cotidiana. No es imprescindible ir a un lugar aislado y pasar una semana haciendo nada para relajarnos, pero eso depende, obviamente, de las preferencias de cada uno. La idea es que, al ir de visita, vamos a ser tratados como huéspedes, en general, de forma que tendremos el tiempo de relajar también, además de hacer otras cosas divertidas con la familia. De cualquier forma que lo pongamos, ir a otra ciudad para visitar a unos familiares tiene muchos puntos positivos que tendríamos que tomar en cuenta más frecuentemente.

Originally posted 2012-11-06 18:05:36.