El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

May, 2019:

Cork


 

Cork es un ciudad preciosa que está en el Sur de Irlanda.Centro portuario en 2005 fue elegida como la capital europea de la Cultura. Algo para enorgullecerse. Algo que esta católica ciudad merece por su charme y por su belleza natural. Atravesada por el río Lee es la segunda ciudad más importante de Irlanda.Posee un aire campestre que la caracteriza y la distingue de otras ciudades de este país.

Posee interesante arquitectura que se puede ver en Fin Barre , la catedral que se llama así ya que ahí St. Finbar fundó una escuela monástica .A esta catedral se la ubica en el estilo neogótico o gótico francés .Interesante también para ver es el Blarney Castle que es el castillo más antiguo de Irlanda y data del siglo XV .La ciudad tiene varios museos uno situado en lo que era destilería Jameson  ahora  The Jameson Heritage Centre y además un museo típico del lugar es el Museo de la Mantequilla. Cork es conocida por ser una gran exportadora de mantequilla.

Si se quiere rastrear la vida de una ciudad mejor que nada es hacerla en los mercados. El bullicio , la actividad, la gente del lugar mezclándose con los extranjeros. Los olores de las frutas y los pescados que mejor que en la feria de los pueblos y ciudades que vamos a visitar. Cork tiene el Coal Coay Market más marítimo y el Old English Market más tradicional y con productos frescos del campo.Antes hace muchos años este mercado solo atendía a clientes ingleses.  

Su vida nocturna es alegre y juvenil. En sus pubs y en sus cervecerías se beben las cervezas irlandesas Beamish (originaria de Cork)y Murphys. En la calle Oliver Plunkett se puede disfrutar de estas cervezas u otros tragos.

Pueblo alegre y amable el irlandés  Cork sin duda refleja ese sense of humour típico de sus habitantes y a su vez esta ciudad debiera interesarte más aún si eres joven o si te interesan los festivales que por estos lados hay muchos y buenos.

DSCF3613

Originally posted 2009-01-15 18:24:00.

Una travesía por la ruta del oro en Alaska

Miles de caza tesoros tuvieron el valor y la osadía de recorrer gélidos, peligrosos y largos caminos hacia fines del siglo XX, en busca del oro mencionado por una publicación que puso al descubierto la veta descubierta en Alaska por esos años.

trail

A raíz de esa incesante búsqueda del tesoro, nace también la leyenda de Jack London, un aventurero buscador de tesoros, que a pesar de haber llegado tarde a las tierras de Dawson donde se gestaba la fiebre del oro, consiguió una pequeña concesión de tierras a orillas del río Stewart, junto a sus socios.

La travesía de Jack, lamentablemente duró poco y no logró hacerse rico, debido a que el frío invierno le produjo escorbuto, obligándolo a volver. Sin embargo, en su equipaje, Jack regresó con miles de aventuras a cuestas, historias y relatos para contar.

trail2

Fue así como hoy, más de un centenar de años después de esta historia, se recrea la ruta del oro por Alaska, atravesando huellas y senderos ubicados geográficamente entre Canadá y Estados Unidos.

Los caminos para recrear la ruta del oro, ofrecen ríos rápidos y sitios ideales para caminar a marcha lenta y rápida. La idea de llegar al lugar es revivir una leyenda disfrutando del camino y sus dificultades. Las selvas y los pasadizos se vuelven amigables y muestran en su interior la riqueza en flora y fauna del lugar, permitiendo fotografiar hermosos osos y lobos en su estado más salvaje, si se tiene suerte.

anim

La ruta más corta y agobiante hacia las vetas del oro, es Chilkoot Trail, y la más larga es la que atraviesa el White Pass, sobre el cual se construyo una vía ferroviaria. De hecho, por estos caminos existe un tren que les permitirá cruzar terrenos salvajes sin tanto sacrificio, atravesar glaciares, túneles y cascadas para llegar a las añoradas estaciones de Lake Bennet y Carcross, Yukón.

Fotos: Flickr

Originally posted 2009-01-05 12:40:51.

Castelmola, pueblo medieval siciliano.

Castelmola, pequeño pueblecito de la provincia de Messina, está situado en lo alto de una montaña casi inaccesible, pocos kilómetros por encima de la conocidísima Taormina.

De sabor claramente medieval, esta compuesto por minúsculas calles, callejones, plazas, ,… que se abren inesperadamente a un maravilloso panorama.

Castelmola es un balcón abierto a una inigualable escenografía natural, desde el que se contempla gran parte de la costa más oriental de Sicilia, la bahía de Naxos, el teatro y el castillo de Taormina, las playas de Mazzaro, el cabo de San Alessio, hasta las costas de Calabria.

Nada más llegar al pueblo encontramos la Plaza de San Antonio, construida en 1954 y desde la que se disfruta una estupenda vista de Taormina. Presenta el pavimento de mosaico en piedra tanto blanca como volcánica. Frente a la plaza encontramos la iglesia dedicada al mismo santo, que conserva los rasgos esenciales de la arquitectura sacra del sur de Italia, y ha sido recientemente transformada en Auditorio.

El producto típico del pueblecito es el vino de almendras, inventado por el sacerdote Vincenzo Blandano, que lo ofrecía a los turistas como signo de hospitalidad. Antiguamente la producción era artesanal, hoy es exclusivamente industrial. Sus ingredientes principales son las almendras y la esencia de naranja.

Vale la pena, para el turista que se acerque a la bellísima Taormina, dedicar un rato a la pequeña Castelmola, algo menos conocida y llena de turistas.

Originally posted 2009-01-30 13:45:46.