El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

La Torre Eiffel III


En el momento de su construcción y la pronta puesta en funcionamiento, el monumento fue objeto de análisis críticos personales, la mayoría de las veces publicados en periódicos de la época y muchas de las veces tales críticas eran negativas. Los temas tratados por los artistas eran, la mayoría de las veces, enfocados al desafío técnico, industrial y comercial que la torre representaba en esa época. Además criticaban su influencia sobre Francia en el extranjero, el aspecto estético (o inestético) de la torre y el interés científico potencial que poseía (o su inutilidad).

Posteriormente, ante el éxito popular se ganó entre el público, muchos escritores revocaron sus consideraciones y desaparecieron sus criticas anteriores.

Desde su creación, la Torre Eiffel siempre ha iluminado de manera deslumbrante toda la estructura, ya sea a través de  fuegos artificiales o a través de luces de neón o sodio de alta presión.

Hoy en día, y desde 1888  antes de su finalización, cada  14 de julio se disparan los fuegos artificiales desde el segundo piso de la torre. Siendo por excelencia el lugar preferidos por los parisinos para celebrar el día nacional de Francia.

En 1889, cuando se realizó su primera iluminación. Esta constaba de 10.000 luces de gas, pero para la exposición universal de 1900, celebrada en París, las luces de gas fueron reemplazados por luces eléctricas.

Para la entrada del año 2000, la torre Eiffel fue adornada con 20000 flash que parpadean en la torre. Los flashes parpadean durante 10 minutos dos veces al día, la primera vez lo hace al mediodía y la segunda vez parpadea a la 1 de la mañana. Además, cada hora la torre parpadea con sus miles de flashes durante 5 minutos, siendo la última a la 1 de la mañana durante 10 minutos pero sin su iluminación habitual.

 

 

Originally posted 2009-05-14 23:54:24.

Comments are closed.