El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

Shangai restaurante, Dalston, Londres


El Restaurante Shangai proviene de la vieja escuela, trayendo nostalgia a la memoria de los que le visitan. Este es ahora un restaurante chino que tiene como especialidad el pato crujiente, el arroz frito con calamar y espárragos.

La comida del lugar es buena y el ambiente bastante cálido y acogedor. La forma es que están dispuestas las mesas y sillas del restaurante es más bien oriental, la calidad del menú es buena y los precios son razonables, aunque el servicio a la mesa es algo frío y distante, lo cual molesta un poco, porque uno como cliente siempre espera ser bien atendido en un restaurante, sin embargo, en este no pasa eso. La mayor parte de las veces se encontrarán con caras desconocidas y sonrisas fingidas que le delatarán lo poco amables que son…

La propina la deducen de la factura, y lo más seguro es que si piden cerveza, se la tiren encima, al igual que los kilos de simpatía de los meseros, justo de lo que hablamos antes.

Lamentablemente, este tradicional restaurante ha evolucionado a lo largo del tiempo para peor, cosa que no suele suceder a menudo en los restaurantes tradicionales, que van mejorando y eficientizando sus operaciones. Pero bueno, que se le va a hacer, cuando algunos con cumplen con el estándar mínimo de exigencia de los clientes, quizás el tiempo los predestine a desaparecer, el mercado mismo se encargue de hacerles saber lo insatisfactorios que son, o quién sabe, porque si ha permanecido en pie tanto tiempo, debe ser por algo.

Originally posted 2009-06-27 17:05:00.

Comments are closed.