El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

Hoteles

The Fairmont Banff Springs, Alberta, Canadá


Continuando con los hoteles más interesantes del mundo, aquí encontré este hotel, situado en el centro de una exuberante vida silvestre de Alberta, viéndose a simple vista como un Castillo de Disney, con un toque de barón escocés. Recorrer el hotel es impresionante, por su sinfín de escaleras, techos abovedados, columnas de piedra y la renovada imagen que costó 2,3 millones de USD en 2003. Este lugar es de la recreación, al aire libre, que ofrece el privilegio de beber en el aire limpio de las rocosas montañas canadienses.

87-fairmont-banff-d

En la parte inferior de la escalera del Fairmont hay acogedoras habitaciones con vista a las montañas, los tejidos y muebles. Sin embargo, acogedor significa en este caso, pequeño, ya que no es de grandes dimensiones y algunas habitaciones vienen con vistas al estacionamiento. Vale la pena pagar un dinero extra para pasar la noche en una habitación que refleje el estilo arquitectónico del hotel. Los tejidos, mezclados con rayas negritas y motivos florales suaves casi imperceptibles al ojo, hacen ver el lugar más amplio. Sin embargo, para obtener mucho más espacio, hay habitaciones tipo suite.

El personal de servicio siempre tiene una sonrisa amable y una actitud que va más allá de lo esperado, aunque no espere ver a la misma persona dos veces, a menos que se quede a hospedar más de una semana.

No se pueden perder el Salón del Patrimonio, ubicado en un balcón con vistas al vestíbulo, que tiene una historia ilustrada de la cultura de las montañas. Para descansar, pueden relajarse en una de las tres piscinas o la caída de agua mineral que ayuda a calmar los dolores musculares o probar la última novedad del masaje en el spa, que comienza en los pies terminando a la parte superior del cuerpo. Sin embargo, a pesar de todas las comodidades, la gente viene por la recreación que se ofrece aquí: esquí, hoyos de golf, mountain bike y juegos de bolos, además de paseos en teleférico hasta la ladera de la montaña. Los restaurantes son interminables aunque se llenan de todos modos si es que el hotel está lleno.

Vía: forbestraveler

Originally posted 2009-06-22 17:56:00.

10 Grandes cosas que hacer en los aeropuertos (II)

Si te inclinas más por la velocidad y las actividades dinámicas, entonces los hoteles que tienen varios aeropuertos te pueden satisfacer con alternativas de gimnasio y spa. En Chicago O´Hare International puedes probar el Hilton en el terminal 2, en Detroit, el Westin y su gimnasio en el nuevo terminal McNamara y en Boston, el Aeropuerto Internacional Logan, aunque hay otro justo al otro lado del Hilton SkyBridge. Si no hay tiempo para salir a otra parte, está el XpresSpa, que ofrece tratamientos faciales y depilación brasileña en más de 30 lugares del terminal, incluyendo 8 en Nueva York, en el aeropuerto JFK. Los bares y servicios de masaje han crecido muy rápido por los competidores que han comenzado a ofrecer servicios similares, y con toda razón, porque cuando algo es bueno, por qué no imitarlo y mejorarlo, a fin de cuentas con la diversidad de opciones los más beneficiados somos nosotros los viajeros.

No hay que perder la posibilidad de probar los sabores locales. En DFW, primo del Bar-BQ, se ve una muestra de Texas, mientras que Miami ofrece costilla, bocadillos cubanos y diversos placeres culinarios. Si ya están volando fuera del terminal de JetBlue en JFK, hay varias opciones de sushi. Yo del sushi nunca me voy a aburrir, porque en cada restaurante se sirve distinto, con condimentos y sabores que no se igualan hasta que uno da con el que más el gusta y no lo deja. Por ahí me decían que en Japón el sushi es de los más desabrido porque no usan condimentos, si es así entonces vaya suerte que tenemos los que no estamos en Japón.

Si las compras de lujo son tu pasatiempo y tienes algún espacio en tu maleta de equipaje, vas a quedar fascinado con las boutiques de lujo de Swarovski, Bulgari, Hermes, Cartier y similares que están agrupadas en las salidas internacionales. Los museos ofrecen regalos distintivos, como el Museo Smithsonian boutiques en Dulles, Newark o Reagan National. El Museo Metropolitano de Arte se encuentra en sitios como LaGuardia, JFK, Boston, Newark y Houston, o la tienda SFMOMA OFS.

Vía: forbestraveler

Originally posted 2009-07-08 18:26:00.

Hoteles en Amsterdam

 Cuenta con una amplia oferta hotelera que abarca unos 350 hoteles para todo tipo de gustos y bolsillos, desde estancias de una a cinco estrellas, algunos hoteles son reconocidos por su arquitectura o por su historia, otros por su exclusivo diseño y decoración interior, y otros sencillamente por su alta calidad y cálida hospitalidad.

Hotel Lloyd: El Hotel  Lloyd se encuentra en el corazón de la zona portuaria del este de Ámsterdam. Monumento Nacional, que data del año 1921, aunque ha sido renovado por reconocidos arquitectos holandeses, diseñadores y artistas. Lo que más llama la atención de este hotel único es su capacidad innovadora. Con 116 habitaciones ofrece al cliente variedad en cada estancia que va desde una a cinco estrellas, el tamaño y la decoración también varían.

Hotel Eden: En pleno corazón de Ámsterdam aparece el Hotel Eden que se instala en la ribera del río Amstel, justo enfrente de la Stopera. A la derecha, detrás del hotel, la plaza Rembrandat invita a descubrir sus numerosos restaurantes y cafés de la zona. A tan sólo nos minutos andando se llega al célebre mercado flotante de flores, así como a muchos de los museos y calles comerciales de la ciudad.

. Hotel Artemis: El hotel Artemis es un lujoso hotel de cuatro estrellas decorado al más genuino estilo holandés. Localizado al oeste de Ámsterdam, entre el centro de la ciudad y el aeropuerto Ámsterdam Schiphol, cuenta con un total de 256 habitaciones que se distribuyen en ocho plantas. Además el hotel dispone de restaurante, dotado de una terraza, bar, 11 salones de conferencias, sala de fitness y un amplio parking

 

 

Originally posted 2009-03-29 18:49:09.