El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

peliculas

Roma: Ángeles y demonios secretos (IV)


Continuando con los sitios misteriosos de Roma rescatados en la película Ángeles y Demonios, encontramos Santa María della Vittoria, una Iglesia del siglo XVII, muy conocida por el famoso Bernini, el hijo pródigo de la Capilla Cornaro.

st-peters-angels-200905-ss

Bernini transforma la Capilla Cornaro en un escenario de teatro, mientras miembros de la familia Cornaro, que financiaron la capilla, miran la escandalosa infamia. Luego se desata el lío.

La Piazza Navona, en tanto, es una encantadora plaza que sitio durante el siglo XIX para realizar simulacros de batallas navales. Esta es una de las más populares de Roma, con mesas de café y artistas de calle que rodean la fuente Cuatro Ríos con Bernini. El largo de esta plaza se debe a su forma oval y al antiguo Estadio Domiciano, así como a las ruinas que sirven de base para los edificios circundantes.

La trama que sucede en esta parte de la película, habla de la frenética lucha que emprende Langdom para rescatar a un cardenal. Pocos de los miles de visitantes que llegan a diario a esta plaza se aventuran a conocer la Iglesia de Santa Inés en Agone, porque preserva el milagroso cráneo de Santa Inés, patrona de las vírgenes y niñas. La historia de este sitio data del 304 DC, cuando Christian Agnes fue condenado a muerte por no querer casarse con una pagana. El derecho romano no permitía el asesinato de una virgen, por lo que fue arrastrada a un prostíbulo de ese sitio y abandonada. Ella oraba y su cabello creció tanto que llego a cubrir toda su desnudez. Muchos soldados fueron a intentar cortarle el pelo, pero cada lascivo que aparecía terminaba ciego por lo que intentaron quemarla, pero el fuego no prendía. Finalmente, Inés terminó decapitada.

La Basílica de San Pedro, en tanto, fue construida para impresionar, con increíbles querubines y obras de arte que son más que suficientes para llenar dos museos y quizás más. La trama de la película sugiere que una idea clave es descubierta en el laberinto de tumbas papales llamadas Grutas del Vaticano, situadas entre la Iglesia y el piso de la Basílica de Constantino. El escándalo surge cuando se descubre que La Piedad de Miguel Ángel, que por lo demás, es la única obra que jamás firmo, estaba tras los vidrios desde 972.

La película sin duda es muy interesante, la verdad, no traducí todos los detalles pero creo que con lo que se ha visto ya hay bastante material para suscitar al menos la curiosidad para ir a ver esta película, que por lo demás, rescata historias verdaderas de los principales sitios de Roma.

Vía: travelandleisure

Originally posted 2009-07-26 03:29:00.

Roma: Ángeles y demonios secretos (I)

Tom Hanks hace una carrera a través de una elegante plaza romana, pasando por un antiguo obelisco egipcio que se ve rodeado de fuentes de agua y leones. Los ojos de Tom se centraron en una iglesia escondida en la esquina de la plaza. En el cine saben que su personaje, llamado Robert Langdon, trata desesperadamente de detener un espeluznante asesinato, tras seguir un rastro de pistas secretas establecidas desde hace cuatro siglos por el científico Galileo y el escultor y arquitecto barroco Gianlorenzo Bernini. Lo que ellos no saben, es que esta agraciada plaza alberga un secreto oscuro.

piazza-pietro-angels-200905-ss

La Piazza del Popolo y la Iglesia, donde está a cargo Langdon, se construyo para desalojar a un fantasma llamado Nero. Este ha sido un odiado emperador de la antigüedad, y se cree que este es su posible lugar de entierro. Los residentes durante siglos se han quejado que el espíritu maligno de Nero embruja los bosques de pino que hay en el sitio. El vaticano, talo todos los arboles, exorcizo el sitio y construyo la plaza y la iglesia del pueblo, es decir la Piazza del Popolo.

Muchos de los lugares importantes de Roma fueron presentados en la cinta Ángeles y Demonios, la ultima de códigos y claves de terror, cortesía del autor Dan Brown, el director Ron Howard y el galán Tom Hanks. Estos romanos están llenos de lugares secretos y escándalos que se pueden ver en la película.

En primer lugar, una idea: la película de la iglesia con los interiores no son el reparto verdadero. A Howard no se le permitió filmar dentro de cualquiera de ellos, en especial en el Vaticano. (En realidad, nadie puede filmar películas en el vaticano, ni siquiera los productores oficiales de Juan Pablo II). Sin embargo, muchas de las imágenes exteriores son autenticas y de vez en cuando se introdujo algo de la vida romana en la filmación. En un momento dado, Hanks habría detenido la producción para ayudar a una novia a través de la serie, incluso en la celebración de su boda en el Panteón.

Vía: travelandleisure

Originally posted 2009-07-24 04:49:00.

Roma: Ángeles y demonios secretos (III)

En la Piazza Barberini y la Plaza de Capuchinos, hoy vemos una obra maestra de Bernini, la fuente de Triton (Merman), donde corren chorros de agua en el aire desde un conducto que sale desde sus labios.

Aquí fue donde Dan Brown perdió una oportunidad de oro para trabajar en la parcela de la Cripta de los Capuchinos, una espeluznante serie de capillas decoradas con los huesos de los cráneos de los monjes muertos aquí. A pocos metros de Vía Veneto, por debajo de Santa María Immacolata Concezione.

BA5ANN

En cuanto a la Iglesia Santa María del Popolo, que data del siglo XI y sustituye al santuario construido para exorcizar al fantasma Nero, se ve una decoración hecha por titanes del arte renacentista y barroco, entre los que se incluyen Caravaggio, Pinturricchio, Sansovino, Rafael y Bernini.

La Capilla Chigi, diseñada por Rafael y terminada por Bernini, conmemora a Agostino Chigi, un banquero famoso del Renacimiento por celebrar fiestas fastuosas en su casa junto al río. Como todo emperador perverso, mandaba a sus agentes a tirar los platos sucios de plata en el Tiber luego de cada uso, y obvio que no había tontos ya que un poco más abajo instalaban redes para recuperar estos valiosos utensilios.

La Necrópolis del Vaticano, contrariamente a lo que dice el libro, se puede recorrer su historia a través de escalofriantes 1900 años atrás, ya que hay enterradas callejuelas de cementerios y mausoleos pagados y cristianos. Los héroes de la película bajan a través de la Necrópolis del Vaticano en un intento por frustrar una infame trama que pretende salvar miles de vidas.

Según se dice, hubo un milagro que hizo aparecer un muro rojo detrás de la Necrópolis, muro que fue descubierto en 194, en la antigua cubierta de graffitti peregrino.

Vía: travelandleisure

Originally posted 2009-07-25 17:46:00.