El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

restaurantes

Comer en Amsterdam II


Durante siglos los holandeses han surcado los siete mares en busca de aventura o por motivos comerciales. Es probable que en esos largos viajes tuvieran la oportunidad de probar exóticas delicias. Uno de los lugares más frecuentes de los habitantes de la ciudad, debido a su amplia variedad de estilos culinarios, es la zona que rodea al mercado Albert Cuyp. Otro rincón para disfrutar de una buena comida son los restaurantes con jardín ubicados a lo largo de Reguliesdwarsstraat y Herengracht.

Para disfrutar de los sabores  del mundo estos son algunos ejemplos:

El Bazar Ámsterdam, para saborear una exquisita comida árabe, el Sea Palace para disfrutar de comida China, el Akbar Indian Restaurant para comer comida india, para disfrutar de comida Indonesa, el Restaurant Puri Mas, para la italiana, Pasta e Basta, para comida española, el Pata Negra y para la mexicana Alfonso´s Mexican Restaurant.

Restaurantes con estrellas Michelín:

De todos los restaurantes de Ámsterdam, destacan aquellos que han obtenido alguna estrella Michelín, el reconocimiento  gastronómico más importante de Europa.

Hotel Okura: Cuando cae la noche no faltan opciones para disfrutar de una buena cena y un buen vino en Ámsterdam, por ejemplo el restaurante francés Ciel Bleu, situado en la vigésimo tercera planta de un edificio, donde se ofrece lo mejor de la haute Cuisin francesa, como lo acreditan sus dos estrellas michelín.

Por otra parte encontramos el restaurante japonés Yamazato, con una estrella michelín, donde nuestro paladar si inundará en un mar de sabores otorgados por sus extraordinarias especialidades japonesas

 

 

Originally posted 2009-03-28 20:45:34.

The Ritz-Carlton, Half Moon Bayta, California, Estados Unidos

Conducir por el sur de San Francisco, a lo largo de la autopista 1 en una mañana brumosa, es bastante deprimente, aunque en verano, en la soleada California que alberga la costa, el panorama es otra cosa.

En 1973, el primero de los dos campos de golf fue construído justo al sur de Half Moon Bay, a 30 kilómetros de la ciudad, donde el Ritz-Carlton abrió una ruta de senderismo con vistas a los acantilados del mar, que ya datan del año 2001. El lugar actualmente se ha convertido en un destino popular fuera del Área de la Bahía.

331-rc-half-moon-bay-d

Aunque desde el edificio principal se nota una notable idiosincrasia, todos los metros cuadrados de lujo se adhieren a las habitaciones del hotel con su tradicional plantilla: cuarto de baño con una bañera de hidromasaje, ducha separada y sumideros del tamaño antiguo, es decir extra grandes, camas King size o dos dobles, armarios empotrados y escritorios amoblados a lo Ethan Allen. La planta baja de las habitaciones tienen patios con sillas Adirondack, con vistas al mar. En el Club Floor las habitaciones son más grandes.

El personal de servicio tiene un particular sentido del humor, incluso cuando hay hostigosos viajeros de negocios y cuando deben controlar fiestas de bodas con docenas de invitados.

El golf atrae a los tipos de negocios que asisten a reuniones frecuentemente y para los que desean una escapada de fin de semana. El resort ofrece toda la línea de Prada en los caros tratamientos de spa.

Para todos, hay un ambiente donde se ha privilegiado la madera, con una imagen conservadora de la cadena, además de los llamativos barriles que inundan la bóveda del restaurante principal, Navío, que recrea un sutil aire marítimo que se adapta a los platos a base de marisco hechos por el chef Aarón Zimmer. Piensa en todo el tocino envuelto y las cenas que el restaurante ofrece cada martes en la noche, en su Experiencia Navío Mariscos por tan solo 45 USD. Las mejores mesas son las que tienen vista al mar.

Vía: forbestraveler

Originally posted 2009-06-22 17:34:00.

Milán: ¿la mejor comida y bebida de Italia?

El proceso del queso mozarella es tan fácil y simple como el del cualquier otro queso, con la diferencia que este queso es elaborado con leche de búfalo, el cual una vez que está listo es enviado a los mejores restaurantes de Italia, donde los chefs disponen rodajas de este delicioso queso en pequeños trozos para los comensales, que pueden sacarlo libremente de un buffet.

cam

En todos los restaurantes de Italia del Norte, por el mismo precio de una sola bebida, hay acceso ilimitado a reponer la bandeja servida en la comida buffet. Comer una comida buffet es lo mejor que pueden hacer en Italia, lo más frugal y además permite probar todo y en la cantidad que quieran.

Milán tiene reputación de ser el mejor lugar para comer y beber en Italia. Allí los alimentos son de excelente calidad así como también las bebidas. En Milán se nota que hay toda una cultura de cóctel, de la cual se pueden ir enterando in situ conversando con la gente, que les puede ir dando datos acerca de los mejores lugares para ir a probar alguno. A nadie le puede faltar allí el dinero para degustar una copa de vino.

Beber un aperitivo no es lo mismo a cualquier hora, por ejemplo, entre las 18:00 y 20:00 pm, el precio de las bebidas aumenta significativamente. Por citar un ejemplo, un vaso de vino cuesta 2 euros, pero durante el almuerzo o la cena puede costar hasta 8 euros servido tan solo como un aperitivo. Las diferencias son sustanciales y nada amables, pero que se le va a hacer, así es el negocio, el que quiera comer bebiendo una copa de vino, que pague el precio.

Los clásicos cóctel que prefieren los italianos son el Ginebra, el Campari y el Vermout. Como pasa en casi todas partes, algunos restaurantes se concentran en la comida mientras otros lo hacen en las bebidas. Por ejemplo, la pastelería y cafetería Cucchi tiene una larga tradición, y ofrecen tartas de fruta y café por el día mientras que por la noche se convierte en un refinado bar de copas.

Otro lugar donde se hace hincapié en las bebidas, es en el Bar Chandeliered Basso, que según dicen son los creadores del vino espumoso Negroni Sbagliato. Allí los aperitivos y las bebidas son la estrella acompañados de picadillos típicos como aceitunas y papas fritas.

En los restaurantes y bares buffet el único problema es ir y venir sin sentirse observado con la sensación de que piensan que uno es un cerdo, pero aparte de eso nada más. Algunos restaurantes y bares de aperitivos han tomado medidas para limitar el consumo como por ejemplo poner bandejas en las que se puede sacar una sola bebida y todo lo que se pueda encajar del resto de los comestibles. Hay que aprovechar eso para sacar un poco de todo, en especial las masas fritas y las mini pizzas.

 

Foto: flickr

Originally posted 2009-05-11 17:15:00.