El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

América

El camino de los dinosaurios


Valle-de-la-LunaTALAMPAYA Y VALLE DE LA LUNAArgentina

Son dos parques naturales que están uno al lado del otro, separados por la línea imaginaria que separa la provincia de La Rioja, de la provincia de San Juan. Talampaya está en la primera de las provincias mencionadas, y el Valle de la Luna en la segunda, ocupando una misma cuenca formada hace 248 millones de años.

El popularmente conocido Valle de la Luna, en verdad se llama Parque Ischigualasto. Debe su nombre popular por su aspecto rugoso y árido semejante al paisaje lunar. Es uno de los más importantes yacimientos paleontológicos del mundo. En él se pueden ver rastros de pisadas de saurios y fósiles de vertebrados que convivieron con los primeros dinosaurios.

El viento y el agua han erosionado durante siglos la arenisca y ha formado en las rocas figuras caprichosas de muchos colores.

A pocos kilómetros del Valle de la Luna se encuentra el Parque Nacional Talampaya donde se encuentran los únicos yacimientos en el mundo que cuentan con una secuencia completa de estos fósiles originarios de los dinosaurios.

Entre sus notables formaciones naturales, causadas por los procesos erosivos que forman cañadones de rectos y altos paredones, hay una importante riqueza arqueológica. Los grabados y pintados descubiertos en piedras y cerámicas, dan testimonio de ocupaciones humanas ocurridas entre los años 120 y 1180 de nuestra era.

Ambos parques fueron declarados Patrimonio Natural de la Humanidad por la UNESCO en el año 2000.

La mejor época para visitarlos es de marzo a noviembre. 

Originally posted 2008-07-09 11:50:23.

Las 10 Cumbres que hasta los aficionados pueden intentar escalar (I)

Según cuenta la leyenda, Alejandro Magno escala el Monte Olimpo para demostrar por sí mismo que la existencia de los dioses era una mentira. Tal como esperaba, Zeus y Atenea no espera por él en las nubes que rodean la cumbre de la montaña. Sin embargo, es posible que el rey macedonio encontrara algo diferente, más personal y espiritual en el acto de subir a la cumbre de esa montaña, que ha atraído a escaladores durante milenios.

tos

Entre la multitud de formas de viaje de aventura al aire libre, el montañismo tiene un lugar de honor. Físicamente agotador y mentalmente estimulante, es posiblemente el más exigente deporte pero la más gratificante forma de pasar un día, o una semana en el medio silvestre. No por nada que en la famosa montaña, pioneros como Sir Edmund Hillary ocupan un exclusivo panteón fuera del alcance de sus homólogos, andando por ejemplo, en kayak o esquí.

“Todo lo que necesitas hacer es llegar a la cumbre de una vez para entender la difícil y inmensa felicidad que se consigue al alcanzar la cumbre”, dice Vinicio Stefanello, editor en jefe de Planetmountain.com. “El cansancio de llegar allí, la deliciosa expectativa de la próxima cumbre a la vista es toda una experiencia. Descubrir el horizonte desde la cima de una montaña conquistada es una experiencia única y memorable que nunca te dejará”.

Mientras que el montañismo no es para las embarazadas o los débiles del corazón, también es cierto que no tienes que ser un tri atleta experto escalador ni llevar el peso de cientos de libras de equipamiento de montaña. Tampoco es necesario arriesgar la vida ni la integridad física. “El mundo está lleno de exquisitas subidas muy apropiadas para los novicios”, dice Stefanello.

Para subir muchas de las cumbres más famosas del mundo, solo tienes que tener una buena salud, unas cuantas bolsas de víveres y un buen par de botas que te permitan caminar cómodamente. Dependiendo de la pendiente de la montaña que se desea subir, tal vez sea recomendable tomar un curso de montañismo, y si tienes problemas de salud, siempre hay que consultar al médico primero.

Vía: forbestraveler ,Foto: flickr

Originally posted 2009-05-26 15:35:00.

Los mejores cruceros citadinos (I)

A Richard Scarano le gustaría recordar a los neoyorkinos y los turistas un sencillo y significativo detalle geográfico: que “Manhattan es realmente una isla”. Scarano, propietario de una línea de barcos que embarcan en el puerto de la Ciudad de Nueva York dice que la mejor manera de ver la ciudad es “navegando en un barco”.

mani

Los cruceros que recorren la ciudad cargan con una pesada imagen producto de su pasado, que los hace ver como un medio de trasporte para ganado, pero ya no es así, ya que actualmente el transporte en barco, barcazas y veleros se han llenado de comodidades y de suntuosos lujos. A bordo es posible comer la más exquisita comida y beber los más selectos cócteles que el turista quiera.

Un modelo de vapor que data del siglo XIX, incluye un Calliope o tubería de vapor cuyo sonido saluda a los pasajeros, utilizando técnicas de comunicación muy anticuadas, ya que el capitán está en la proa y habla con la gente en los muelles a través de un megáfono.

Navegar en un velero por la noche es una experiencia formidable, ya que se puede ver la Catedral de Saint Louis, el Acuario Audubon, y el Mississippi, que se extiende sin cesar.

Mientras que el Mississipi está arraigado en las tradiciones de América, otro integrante es el rio fluvial de Ohio. La arteria comercial de transporte marítimo que convirtió a Cincinnati en un boom, durante el siglo XX.

Ver la ciudad a bordo de la Reina Riverboats, de estilo victoriano Belle de Cincinnati, un buque apto para la gente de mar, para los que gustan del bar y una pista de baile en al lado de la cubierta entrega unas vistas impresionantes y muy brillantes de la ciudad.

Otro recorrido hermoso es el que se da por la oscura ciudad de San Francisco. “La ciudad y el puente Golden Gate brillan como joyas. Es un panorama que cambia constantemente”, dice Ward Proescher, propietario del Commodore Cruises and Events, lo que debiera ser un llamado a los aficionados al vino. “Flotamos sobre los mejores vinos de California”, dice Proescher, suyos seis yates de lujo son el Cabernet Sauvignon, Merlot, Pinot Noir y Zinfandel. Si bien el paseo va por la bahía de San Francisco, que da una vista de los leones marinos, a bordo se organizan de vez en cuando degustaciones de los mejores varietales de California.

Vía: Forbestraveler, Foto: flickr

Originally posted 2009-05-28 22:00:00.