El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

Gare des Benedictins, Limoges, Francia


La Estación de Trenes Gare des Benedictins, es la quinta estación más bonita del mundo, y se encuentra situada en Limoges, en el centro de Francia.

Gare des Bénédictins, Limoges

El exterior de esta estación de trenes, se asemeja a una enorme cúpula con su campanario. Este sitio fue abierto en 1929 y es hoy un monumento histórico y además, de los más famosos que hay en la ciudad.

La arquitectura de esta estación es un verdadero monstruo, porque fue uno de los primeros edificios que se construyo en hormigón armado, haciéndolo innovador para su época, además los revestimientos están hechos de piedra y bloques de piedra caliza tallada.

Les dessous du décor

Los marcos de la estación son de metal, mientras que el techo de la torre del campanario y la cúpula fueron fabricados en cobre.

El interior de la estación tiene un estilo que es representativo de la decoración que predominaba por el siglo XX. Debajo de la cúpula de cobre, se descubren esculturas, molduras y vidrieras adornadas. Las vidrieras interiores son las responsables de la claridad que llega al interior.

Rails

Por el interior de la estación, hay una calle subterránea, muy poco conocida, y cerrada al público por razones de seguridad. En esta calle, pavimentada, con banquetas y cubierta con una bóveda, se llega a la casa de Dios Locarno Avenue.

En el año 1998 hubo un incendio accidental que destruyó parte de la cúpula de la estación, sin embargo, esta volvió a su estado original con la ayuda de los artesanos de la región.

Es estaciones como esta, donde confluye el arte más delicado del siglo XX y la modernidad del siglo XXI, se produce una especie de disonancia cognitiva difícil de describir, porque yo, al entrar a una estación de aspecto antiguo, esperaría abordar una carreta con caballos, o quizás un tren muy antiguo, pero no, me encuentro con los trenes más modernos de Francia, la tecnología mas avanzada en medios de transporte, ocultas tras una fachada benedictina que me confunde y remece desde lo más profundo. Esto es el prejuicio infundado de nuestra cultura, que nos dice lo que debe ser y no, creo. Lo importante es no perder la capacidad de descubrir e indagar más allá de lo que parecen y aparentan las cosas, ¿no creen?.

Fotos: flickr

Originally posted 2009-09-19 09:57:00.

Comments are closed.