El blog de viajes del mundo | Viajitis Rotating Header Image

Las dos caras de Chernobyl


En Chernobyl se experimenta algo del fenómeno que hay en todas las naciones de modo inevitable, son las garras del poder las que no dejan que la democracia real llegue al pueblo y la riqueza se distribuya equitativamente, es el poder que se concentra en un solo sector dejando a todo el resto, los más desposeídos a un lado.

1

Todo lo que se puede hablar acerca de la inseguridad del tercer mundo, también le toca profundamente a Kiev, por solo dar un ejemplo, a este sitio que se vende como un destino repleto de tiendas de lujo, casinos y redundancias por el estilo, no tiene agua potable de buena calidad. Solo los ricos pueden comprar botellas, los que quieren comprar filtros, se encuentran con que muy caros. Solo las oficinas de empresas multinacionales, se pueden dar el lujo de instalar filtros de agua. La mayoría tiene que beber agua del Dnieper (con todos los desechos de la industria y de Chernobyl).

2

En cuanto a energía, Ucrania es el país que tiene más energía en el mundo, donde funcionan a mil las plantas de acero y de la industria química, devorando a diario enormes cantidades de energía mientras escupen toneladas de contaminantes al aire. Por contraparte, muchas escuelas rurales y hospitales no tienen siquiera una fuente de calor. El acero sigue siendo uno de los pocos productos de exportación, entonces, las minas de carbón funcionan a mil para abastecer esta industria de acero, en estas minas, perecen mineros por docenas. La exportación de carbón desde hace mucho tiempo dejo de ser rentable para Ucrania, y el gobierno ha pensado en volver a poner en marcha la construcción de reactores nucleares, incluso reactivar el de Chernobyl, con miras a exportar la energía a Europa.

3

La democracia de Ucrania es muy débil y no hay manera de oponerse a lo que dicta el gobierno de turno. Nadie puede oponerse al actual sistema de corrupción, ni siquiera el Partido Verde, que es tan solo una vitrina, que no tiene voz ni voto en el asunto.

4

Las nuevas generaciones no comprenden lo que sucedió en el pasado. Los medios de comunicación se encuentran en manos de la clase dominante, los periodistas independientes están condenados a morir en manos de los criminales. Con todo esto, no es de extrañar que la gente tenga miedo de oponerse al actual régimen, ni siquiera manifestar su pensamiento de manera abierta. En estas circunstancias, muchos claman la ayuda de organismos de derechos humanos de Occidente.

6

No sé cuantos Chernobyl más tendrán que haber para que el tema medio ambiental se tome en serio y entre en la mente de las personas.

Yo creo que este asunto, afecta a todos los países del mundo, todos tienen gobiernos que desean poder y dinero, no les importa destruir un pueblo ni una ciudad, total siempre ellos podrán emigrar a cualquier parte auspiciados con el honorario público, lo importante es ver los resultados aquí y ahora, en sus bolsillos, claro.

Vía: culturechange, Fotos: flickr

Originally posted 2009-07-10 19:37:00.

Comments are closed.